Sin imágenes

ministra uniaLa ministra de Trabajo, Migraciones y Seguridad Social, Magdalena Valerio, ha anunciado en la sede de Baeza de la UNIA que el Gobierno español no descarta financiar el sistema público de pensiones con impuestos especiales o bien con una nueva reforma fiscal "justa" si fuese necesario. 

Valerio ha inaugurado, junto al vicerrector de Extensión Universitaria y Cursos de Verano de la Universidad Internacional de Andalucía, Manuel Acosta, y la alcaldesa de Baeza, Lola Marín, el curso 'El futuro de las pensiones a debate: retos y alternativas para su sostenibilidad', dirigido por Cristóbal Molina, catedrático de Derecho del Trabajo y de la Seguridad Social de la Universidad de Jaén. 

"Futuro halagüeño"

Magdalena Valerio, que destacó la valía de los expertos y ponentes participantes en el curso, ha asegurado que el sistema  público de pensiones “ha tenido pasado, presente y va a tener un futuro halagüeño”, a pesar de “las políticas restrictivas de derechos y de recortes”, que según la ministra ha venido practicando el anterior gobierno del Partido Popular, incluida la reforma laboral.

Valerio recordó que “es un sistema de solidaridad entre generaciones y de reparto”, del que dependen 10 millones de pensionistas y que afecta a más 18 millones de trabajadores que cotizan. Por ello, afirmó que el Gobierno cree fundamental “velar por su sostenibilidad social, financiera, jurídica y política”, teniendo como pilares básico el Pacto de Toledo y el Diálogo Social, con la colaboración de los principales sindicatos y organizaciones empresariales.

Nuevos impuestos

Al ser preguntada por una posible financiación del sistema con nuevos impuestos especiales, la ministra comentó que es un tema que está en la mesa de debate y que no se descarta si no resultan suficientes las cotizaciones, tal y como están haciendo otros países de Europa como Francia o Alemania. 

“Si las cotizaciones no son suficientes habría que inyectar el sistema con Presupuestos Generales del Estado, con impuestos y luego debatiríamos si nos vamos a impuestos especiales o a una reforma fiscal justa que implique más ingresos de los que más tienen, no de la clase trabajadora que ya ha puesto mucho durante la crisis”, apostilló Valerio.

Inmigración legal y control de fronteras

Al ser preguntada por las oleadas masivas de migrantes que están llegando a las costas andaluzas, la ministra dijo que el Gobierno apuesta por una inmigración legal, destacando que es sumamente importante “retomar la inversión en los países de origen para evitar el efecto huída”. Señaló, además, que la respuesta humanitaria es crucial, por lo que “se ha aprobado un plan de crédito de 30 millones de euros para la atención humanitaria sobre todo a pie de playa y en los centros de acogida”. 

Valerio quiso dejar claro que es necesario un efectivo control de fronteras y que “no se puede entrar de manera agresiva en este  país”, dijo la ministra de Trabajo, Migraciones y Seguridad Social que finalizó haciendo un llamamiento al resto de los países de Europa para solucionar un problema como es el de la inmigración “que no es sólo de España”.