El Tiempo

Busqueda

conciertolabandademusicaDoble lleno en el Teatro Montemar de Baeza con motivo del nuevo espectáculo que la Banda Sinfónica Ciudad de Baeza, dirigida en esta ocasión por su subdirector, Juan Manuel Blázquez Álvarez, ofreció el pasado sábado, 22 de diciembre, en doble pase, a las 19 y 21h.

 

Este concierto familiar, patrocinado por el Excmo. Ayto. de Baeza, atrajo al público más diverso, especialmente a muchos niños, que pudieron disfrutar de la Banda Sinfónica Ciudad de Baeza que para la ocasión había preparado un particular viaje musical por diversos países del mundo.

 

“El gran viaje de la curiosa Gema Pamundi”, título del espectáculo, contó con la colaboración especial de Marian López Santos, en el papel de Gema Pamundi, y de Fernando Garrido Garrido que encarnó al Mayordomo Borja Mon de York. Juntos, y perfectamente guionizados por Abdón López Santos, ambos personajes, con su especial carácter, hicieron disfrutar al público asistente de una divertida tarde. Con la colaboración de numerosos voluntarios, niños y no tan niños, Gema y Borja fueron contando su viaje por el mundo y colocando prendas de vestir típicas de cada país a todo aquel que quiso lucirlas, no faltando tampoco aquellos atrevidos que se levantaron de su butaca para bailar.

 

Así, durante el espectáculo la Banda Sinfónica Ciudad de Baeza tuvo ocasión de mostrar su versatilidad interpretando melodías tan conocidas y de diversa procedencia como la cumbia “Mentirosa”, cantada por Juany Moreno, la canción rusa “Kalinka”, la marcha estadounidense “The Stars and Stripes forever”, el popurrí de valses “Wiener Walzer Medley”, unas sevillanas o la canción brasileña “Garota de Ipanema”, entre otras. Además, la sección de percusión interpretó dos ritmos tradicionales senegaleses y, por supuesto, no faltaron los villancicos y un homenaje al recientemente desaparecido Miliki, cuyas canciones hicieron que el público, cual improvisado coro, cantara desde sus asientos “Susanita tiene un ratón”, “Hola Don Pepito”, etc. El espectáculo finalizó con la interpretación de la “Marcha Radetzky”, una marcha austríaca muy conocida por ser con la que todos los años acaba el concierto de año nuevo en Viena, que contó, una vez más, con la inestimable colaboración del público asistente que acompañó a la banda al más puro estilo vienés.

Sin embargo, y como ya es costumbre en los conciertos de la banda baezana, el espectáculo no se limitó a la música y el respetable pudo disfrutar de una esmerada decoración e iluminación. Además, en el hall del teatro los Pajes Reales esperaron a los niños que pudieron entregar sus cartas navideñas y echarse las fotos pertinentes.

 

En definitiva, un gran esfuerzo musical y organizativo el realizado por esta asociación musical, en colaboración con el Excmo. Ayto. de Baeza, que en tiempos de crisis y con unas entradas al precio de 5€ consiguió congregar a un numeroso público y le hizo olvidar durante una hora y media de espectáculo sus problemas diarios. La Navidad ya llegó a Baeza.

 

{fcomment}