Sin imágenes

jose almagro“Los caprichos de los socialistas de antes, Marcelino Sánchez y Juan Clemente, y la incapacidad de los actuales, Antonia Olivares y Jerónimo García, van a suponer a todos los ubetenses más de 200.000 euros que pagaremos de nuestros bolsillos”.

Así de tajante se ha mostrado el Coordinador del Área de Seguridad Ciudadana y Movilidad Urbana del PP de Úbeda, Juan Almagro, quien ha dado a conocer la existencia de ocho sentencias en firme por el incumplimiento del Acuerdo Negociado por el que los efectivos de la Policía Local deben disfrutar de dos días de descanso por festivo trabajado.

Tal y como ha explicado, se les adeuda a los efectivos de la Policía Local una cantidad que supera los 1.000 días trabajados, por lo que “es prácticamente imposible dotarles de esos días libres que le corresponden sin dejar a la ciudad sin este servicio obligado por ley”, limitando la acción del equipo de Gobierno a la “compensación económica”.

“Gravísimo problema”

Así, Almagro ha insistido en que tanto la alcaldesa, como el concejal responsable del ramo, “han creado un gravísimo problema donde antes no existía” ya que, explica, en 2015, con el PSOE recién llegado a la Alcaldía, “la señora Olivares, a través de los correspondientes decretos firmados por ella, ordenó el pago en metálico de los días adeudados y no disfrutados a cuatro policías locales, a pesar de que uno de ellos, en la actualidad Jefe de la Policía Local, tenía desestimadas sus pretensiones, tanto en primera instancia, como por el Tribunal Superior de Justicia, en idénticas condiciones que 14 miembros más que, a día de hoy, siguen sin ver restablecido su derecho”.

El coordinador de Seguridad Ciudadana de los populares ha pedido explicaciones a la alcaldesa para que informe sobre “cuál ha sido el razonamiento jurídico o legal por el que ordenó el pago de esos días a un trabajador y se los deniega a los otros 14 con idénticas sentencias y en idéntica situación”. Detonante, junto a la “imposibilidad de mantener una reunión con la alcaldesa, a pesar de las incontables peticiones tanto verbales como por escrito”, que llevaron a estos efectivos a acudir a los tribunales, “siguiendo así las recomendaciones de su concejal de Personal, Javier Gámez”.

Y es que Almagro ha asegurado que, “en otro acto de manifiesta insensibilidad y nula calificación”, el propio Javier Gámez, “con una frase que no deja duda alguna del carácter dialogante, transparente y conciliador del que este equipo de Gobierno y su alcaldesa hacen gala”, invitó a los afectados a acudir a los juzgados “si querían cobrar”. “Este es el verdadero talante de quienes nos gobiernan; lo demás es fachada y fotografía”.

“Señora Olivares, esos juzgados a los que ustedes han remitido a estos trabajadores municipales, están obteniendo uno tras otro sus correspondientes sentencias”, señala el popular, poniendo el acento en que, hasta la fecha, se han celebrado ocho juicios y las ocho sentencias son favorables. “Todas ellas condenan al Ayuntamiento y, por ende, a todos los ubetenses a satisfacer inmediatamente las justas pretensiones de estos Policías Locales”.

Así las cosas, Juan Almagro se ha dirigido a la alcaldesa socialista y le ha instado a dar explicaciones a la ciudadanía. “¿Dejará usted de prestar los servicios a los que está obligada por ley o pagará como ha hecho ya, y con una celeridad digna de elogio, a estos trabajadores, tal y como falla la sentencia, en los mismos términos que a los otros cuatro? Acatar estas ocho sentencias, por cierto, firmes y algunas en condiciones ya de ser exigida su ejecución con los gastos añadidos que esto llevaría, va a suponer a la ciudad de Úbeda un montante que supera los 200.000 euros. ¿Los va a poner usted de su bolsillo señora Olivares? ¿Va a tomar usted mediadas contra el responsable de judicializar este problema endémico? Los ciudadanos no son responsables de pagar, ni de su bolsillo, ni poniendo en riesgo su seguridad, los caprichos del concejal de turno”.

Antecedentes
El popular ha explicado que fue en 2008, con Marcelino Sánchez como alcalde socialista y Juan Clemente como concejal de Seguridad, Personal y Hacienda, cuando de “modo unilateral y sin una mínima tramitación de un expediente administrativo que sustentase la decisión”, se suprimió el derecho que otorgaba el artículo 17 del Acuerdo Negociado al personal funcionario por el que a todos los trabajadores del Ayuntamiento se les compensaba con dos días de descanso por festivo trabajado.

Ya en febrero de 2009, tras la publicación de dos decretos de Alcaldía (de 6 y 9 de febrero) “que buscaban ofrecer un soporte administrativo a un acto ya consumado”, la Policía Local interpuso las correspondientes demandas en el Juzgado de lo Contencioso Administrativo de Jaén ante lo que consideraron un “atropello a sus derechos legítimamente reconocidos”, que fueron “desestimadas” en primera instancia e, igualmente, por la sala de lo Contencioso del Tribunal Superior de Justicia de Andalucía en Granada.

“La sentencia se sustenta en el hecho de que el Acuerdo Negociado en el que se basaba la petición de la Policía Local, aprobado en Pleno en 2002 y vigente desde entonces hasta el día de hoy, no había sido publicado”, explica Almagro. Sin embargo, en septiembre de 2009, el Ayuntamiento publicó el Acuerdo Negociado, “sin percatarse de que había algunos policías pertenecientes al sindicato UGT que aún no habían obtenido sentencia”. Con el Acuerdo publicado, “desaparece el motivo por el que se desestiman las demandas y estos trabajadores obtienen una sentencia favorable que es íntegramente confirmada por la sala de lo Contencioso del TSJ, que anula el decreto de 9 de febrero, que junto al del 6 de febrero, eran los decretos en los que se basaba el Ayuntamiento para quitar los días a los miembros de la Policía Local”.

Durante la pasada legislatura popular, se dictó un nuevo decreto que “dando cumplimiento a lo establecido en la sentencia del TSJ de Andalucía, anula el decreto de 9 de febrero de 2009, volviendo la situación administrativa a su estado original, aunque con un cambio tan evidente, como sustancial”.

“El equipo de Gobierno del consenso y el diálogo va a suponer más de 200.000 euros a las arcas municipales por hacer justamente lo contrario a lo que predican. Los efectivos de la Policía Local han agotado todas las vías hasta acudir a los tribunales, pero cuando la respuesta es el ninguneo, el desinterés y la altanería, se reducen las opciones de entendimiento. Y esa es la verdadera cara del PSOE de Úbeda”, ha concluido.